Día Mundial del Ictus

albertys ictus.001

Compartir la entrada

El  29 de Octubre se recuerda el día mundial del Ictus, también conocido como accidente cerebro vascular-ACV- o trombosis cerebral y todos estos nombres se refieren a lo mismo: a una alteración brusca de la circulación de la sangre en el cerebro producida bien por un trombo que obstruye un vaso sanguíneo -ictus isquémico- o por una rotura de la pared de uno de ellos; en este caso se conoce como ictus hemorrágico. 

Este tipo de patología afecta en su mayoría a las personas adultas pero también a personas jóvenes y niños, incluidos bebés.

Si sospechas que alguien está sufriendo un ictus estos son los pasos a seguir para comprobarlo:

  • Pide a la persona que sonría y así verás si ambos lados de la cara (sobre todo la boca) se mueven de forma simétrica, ó sea de igual forma.
  • Que levante los dos brazos a la vez durante unos segundos, lo habitual es que uno de ellos no lo pueda mover o solo muy poco.
  • Que hable, si lo hace será arrastrando las palabras, sin pronunciar bien, sin sentido( como si estuviese bebido) e incluso es posible que no pueda.
albertys ictus.001

Lo que se debe hacer entonces es recostar a la persona con un algo blandito bajo la cabeza y hombros y aflojarle la ropa. Si pierde la consciencia ponerle en la postura de recuperación (esta es cuando se coloca a la persona sobre un lado). Una vez hecho esto hay que llamar inmediatamente al 112 y explicar cuales son los síntomas que has observado y a que hora (mas o menos) han empezado y esperar con el enfermo a que lleguen los servicios de emergencia que lo harán lo más rápido posible. Durante la estancia hospitalaria comenzará la rehabilitación tanto por parte de los fisioterapeutas como del logopeda. Después esto seguirá de forma ambulatoria. 

A continuación algunos consejos para la persona que se va encargar, mientras mejora el paciente.

-Durante el ingreso preguntar en el hospital por el grupo de apoyo de enfermos de ictus o la asociación correspondiente. Ponte en contacto con ellos.

– En el departamento de Bienestar Social del lugar de residencia las asistentas sociales te pueden informar y guiar en el día a día con la colaboración indispensable del médico de cabecera y demás especialistas que durante el primer año pasarán a formar parte de vuestra vida, si la vuestra, la tuya y la de tú ser querido. 

-Anota en un cuaderno todas tus dudas y no tengas miedo a preguntar, cuanto más información y mas clara sea mejor se pueden ir gestionando los mil y un escollo que irán apareciendo. Al principio se hace un mundo, tanto para el paciente como para el la familiar que le cuida, pero con el tiempo se ven los resultados del esfuerzo realizado y compensa.